Archives For Oración de los Fieles

lucas nube 3


cq5dam.web.1280.1280-2  Año de la Misericordia


buenladron

Versión imprimible


MONICIÓN INICIAL

Hoy -último domingo del Año Litúrgico- nuestros ojos se fijan en Jesucristo, Rey y Señor del Universo. Rey de vida nueva que quiere reinar en el corazón de cada hombre, de cada familia y de toda la sociedad.

***

Hoy concluye también el Año de la Misericordia.

Bendigamos al Señor por este tiempo de gracia que nos ha concedido para que pudiéramos contemplar en Cristo el rostro de la misericordia del Padre.

Que esta Celebración nos anime a ponerlo en el centro de todo lo que somos y vivimos.

Que nos dejemos encontrar siempre por este Rey único.

Que nos dejemos robar para siempre el corazón por este Rey.

Por este Divino Ladrón.

Que desde la Cruz nos promete el paraíso.

Y así nos muestra su omnipotencia.

Para que también nosotros,

Siempre,

Seamos misericordiosos.

Como el Padre.


ORACIÓN UNIVERSAL

Llenos de confianza, dirijamos nuestras súplicas a Cristo, Rey del Universo y Señor de nuestras vidas.

A cada petición diremos: ¡Venga a nosotros tu Reino, Señor!

1. Por los sacerdotes de la Santa Iglesia. Para que sean en el mundo el rostro de la misericordia del Padre. OREMOS

2. Por los que tienen autoridad y poder. Para que, a ejemplo de Cristo Rey, lo ejerzan como un servicio, defendiendo a los pequeños y vulnerables de nuestra sociedad. OREMOS

3. Por quienes no se sienten amados por Dios o viven sin esperanza de ser perdonados. Para que encuentren en nosotros la Puerta abierta y crucen el umbral de la Casa del Padre, y se dejen abrazar por su misericordia que no excluye a nadie. OREMOS

4. Por nuestros difuntos. Para que el Padre de la misericordia los libere de toda culpa y pueda abrazarlos en la bienaventuranza que no tiene fin. OREMOS

5. Por nosotros y por nuestra Comunidad. Para que habiendo experimentado la divina misericordia seamos también nosotros misericordiosos con nuestros hermanos. OREMOS

Escucha, Padre, la oración de tu familia y concédenos lo que te hemos pedido con fe. Por Jesucristo nuestro Señor.


IMG_3477

Versión imprimible


MONICIÓN INCIAL

El Año Litúrgico está a punto de acabar.

Y la Iglesia dirige nuestra mirada al final de la historia:

El Juicio Universal,

Y la anhelada victoria del bien y de la verdad,

En el Día de la venida gloriosa del Señor.

***

Estemos atentos y levantemos el corazón.

Para recibir la salvación y la vida.

Porque las peores tragedias,

Pueden ser,

Las mejores oportunidades.

***

[Hoy también es el Día del Seminario.

Una gran oportunidad para expresar nuestra cercanía, cariño y solidaridad con los seminaristas.

Para orar por ellos y para apoyar al Seminario de[ nuestra Arquidiócesis.

Para que los futuros sacerdotes no se desanimen ante las tentaciones y contrariedades.

Y para que Dios nos bendiga con pastores santos. Que nuestra Comunidad merece y necesita.]


ORACIÓN UNIVERSAL

Poniendo nuestra vida en las manos de Dios nuestro Padre, presentémosle las necesidades de la Iglesia y del mundo entero.

A cada petición diremos: ¡Aumenta nuestra esperanza, Señor!

1. Por nuestra Iglesia de León. Para que el Señor le conceda la alegría de las vocaciones al ministerio sacerdotal. OREMOS

2. Por todas las naciones de la tierra. Para que superando los egoísmos colaboren en la construcción de un mundo más justo y pacífico. OREMOS

3. Por cuantos miran al futuro con temor. Para que aprendan a tener esperanza, sabiendo que en Dios vivimos, nos movemos y existimos. OREMOS

4. Por los que sufren. Para que el Señor venga en su ayuda, los saque de la prueba y los confirme en la esperanza y en el gozo. OREMOS

5. Por los jóvenes. Para que de entre ellos surjan líderes que la Iglesia y el mundo de hoy necesitan. OREMOS

6. Por nuestros seminaristas. Para que perseveren en su vocación y se preparen con entusiasmo para un día servir al Pueblo de Dios como pastores según el corazón de Cristo. OREMOS

7. Por nuestros difuntos. Para que el Señor les conceda la paz, el descanso y la vida eterna. OREMOS

8. Por todos nosotros. Para que no nos agobiemos ante anuncios catastróficos del fin del mundo, sino que vivamos nuestra vida en paz con Dios y al servicio de los demás. OREMOS

Señor y Dios nuestro, acoge nuestra oración confiada. Mantén nuestros ojos abiertos a Tu presencia, y a la vida y necesidades de nuestros hermanos. Y que los dones que nos has dado nos lleven a hacer Tu voluntad. Por Jesucristo, nuestro Señor.


1

Versión imprimible


MONICIÓN INICIAL

Nos acercamos ya al final del Año Litúrgico.

Y como cada Domingo,

El Señor nos reúne en torno a su Mesa.

Para comunicarnos Palabras de Vida Eterna.

Y alimentarnos con su Cuerpo y Sangre:

Semilla de nuestra futura Resurrección,

Y prenda de la Gloria que nos tiene preparada.

***

Con amor,

Y con fe,

Recibamos este ofrecimiento del Señor.

Participemos con devoción,

En estos Sagrados Misterios.


ORACIÓN UNIVERSAL

A Dios nuestro Padre, que nos ama y se interesa por nosotros, presentémosle nuestras necesidades.

A cada petición diremos: ¡Danos tu vida eterna, Señor!

1. Por la Santa Iglesia de Dios. Para que lleve vida y esperanza a quienes viven tristes y desilusionados. OREMOS

2. Por los gobiernos de las naciones. Para que defiendan la dignidad de todos los ciudadanos. OREMOS

3. Por cuantos pasan por momentos difíciles. Para que el desaliento no los domine. OREMOS

[4. Por quienes participan hoy en el Curso Emaús. Para que el encuentro con Jesús-Palabra haga arder sus corazones y transforme sus vidas con la sabiduría que salva. OREMOS]

5. Por nuestros difuntos. Para que alcancen la plenitud de la vida en la asamblea de los santos. OREMOS

6. Por todos nosotros. Para que, con nuestra vida, demos razón de la fe que nos anima. OREMOS

Escucha, Dios todopoderoso, nuestras oraciones y concédenos lo que Tú sabes que más necesitamos. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén


BP_Difuntos

Versión imprimible


MONICIÓN INICIAL

Celebramos hoy la Eucaristía en la conmemoración de todos los Fieles Difuntos.

Recordamos de un modo especial a todos aquellos hermanos y hermanas nuestros que nos han dejado.

Oramos por ellos.

Ofrecemos esta Misa por ellos.

Porque confiamos en el amor misericordioso de Dios.

Y porque creemos que Jesús -muerto y resucitado- nos abre las puertas de la Vida-para-siempre.

***

Que esta Celebración nos ayude a reforzar nuestra fe y nos llene de consuelo y de esperanza.


ORACIÓN UNIVERSAL

Oremos a Dios todopoderoso y eterno, Señor de la vida y de la muerte, por el eterno descanso de los fieles difuntos y por el bienestar de todos los hombres.

A cada petición diremos: Señor, ¡danos tu vida eterna!

1. Por los pastores de la Iglesia. Para que lo que predican de palabra lo practiquen en las obras. OREMOS

2. Por quienes tienen la responsabilidad del gobierno de la Nación. Para que promuevan la justicia y la paz. OREMOS

3. Por quienes sufren por la muerte de algún ser querido. Para que la fe en la Resurrección de Cristo les ayude en estos momentos difíciles. OREMOS

4. Por quienes carecen de trabajo. Para que Dios se muestre con ellos como un verdadero Padre. OREMOS

5. Por nuestros hermanos, parientes y amigos difuntos. Para que Dios les conceda la felicidad en compañía de sus santos y elegidos. OREMOS

6. Por nosotros que aún permanecemos en este mundo. Para que sepamos consolarnos mutuamente con palabras de fe y de esperanza. OREMOS

Concede, Señor, a tus siervos que han salido de este mundo la luz y la paz, y a nosotros el consuelo de la futura resurrección. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén.


all-saints-day-ii-1911

Versión imprimible


MONICIÓN INICIAL (opción 1)

En el día de hoy y en el día de mañana la Iglesia nos anima a dirigir nuestra mirada a la Eternidad.

***

Sumergidos en el tiempo,

En el continuo pasar,

Pensemos en el horizonte que aparece ante nosotros.

Ante cada uno de nosotros:

La Eternidad.

Que se nos presenta hoy como la Plenitud que nuestros hermanos y hermanas alcanzaron ya en la gloria celestial.

Y que es la meta de nuestro propio camino: «llegar a la Casa del Padre».

***

En esta Casa paterna hay una ventana por la que ellos nos miran.

Y nos bendicen.

Y se unen a nosotros.

Cuando nos reunimos para celebrar la Eucaristía.

Para escuchar la Palabra.

Y para partir el Pan.

Que es el Cuerpo de Cristo.


MONICIÓN INICIAL (opción 2)

La Iglesia del cielo siempre está unida a la Iglesia de la tierra mediante la Comunión de los Santos.

Pero hoy esa unidad la sentimos más estrecha al celebrar a todos esos hermanos nuestros que nos han precedido en el camino de la fe y que ahora gozan de la presencia de Dios para siempre.

Es el día de Todos los Santos. En él celebramos la felicidad para la cual Dios nos ha dado la vida y que es la esperanza de toda nuestra vida.

A esa Iglesia de los Santos nos encomendamos hoy con la esperanza cierta de llegar también nosotros un día a vivir esa alegría que ellos ya viven en plenitud.


MONICIÓN INICIAL (opción 3)

Hoy contemplamos el Misterio de la Comunión de los Santos del cielo y de la tierra.

No estamos solos: estamos rodeados por una gran nube de testigos.

Con ellos formamos el Cuerpo de Cristo.

Con ellos somos hijos de Dios.

Con ellos hemos sido santificados por el Espíritu Santo.

¡Alégrese el cielo y exulte la tierra!

El glorioso ejército de los santos intercede por nosotros ante el Señor.

Nos acompaña en nuestro camino hacia el Reino.

Y nos anima a mantener nuestra mirada fija en Jesús, nuestro Señor, que vendrá en la gloria en medio de sus santos.


ORACIÓN UNIVERSAL

Reunidos en la Asamblea Santa de los llamados al Reino Eterno, y recordando a nuestros hermanos que han llegado a la Gloria del Cielo, presentémosle al Padre los dolores y las necesidades de todos los hombres.

A cada petición diremos: ¡Santifícanos en tu amor, Señor!

1. Por los sacerdotes de la Iglesia. Para que sean iluminados con la luz de Cristo y crezcan en santidad. OREMOS

2. Por los que tienen el gobierno de las naciones. Para que lo ejerzan con justicia y espíritu de servicio. OREMOS

3. Por las familias cristianas. Para que sean espacios donde los grandes y los pequeños puedan descubrir su vocación a la santidad. OREMOS

4. Por cuantos son víctimas de la pobreza, la injusticia, la marginación social o la enfermedad. Para que encuentren en nosotros la solidaridad y la aceptación que anhelan. OREMOS

5. Por nuestros difuntos. Para que el Señor les conceda la corona de la vida en el Reino Eterno. OREMOS

6. Por nosotros. Para que un día nos reunamos con los santos en el cielo, contemplando el rostro de Cristo glorioso. OREMOS

Concede a tu pueblo, Padre santo, la protección de todos los santos, para que por su intercesión, obtenga los beneficios que de Ti espera. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén.