*** SÓLO LOS PECADORES DE POCA MONTA (J.T.)

Sólo los pecadores de poca monta tardan mucho al confesarse
en la angustia de los labios que queman –
después el cielo los persigue con la lluvia de estrellas
como las llamas a Juana de Arco

Los grandes pecadores se arrodillan por un instante
y sacan todas sus lágrimas en un santiamén

después tienen una noche de paz y -como el buen ladrón- santa
estuve con ellos, de rodillas, lo sé

***
Jan Twardowski, ***

No hay comentarios

Be the first to start the conversation!

Puedes dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s