Archives For Moniciones

Versión imprimible

MONICION DE ENTRADA

La liturgia del Domingo pasado nos presentaba la vocación del Profeta Jeremías.

Las lecturas de hoy nos hablarán de la vocación de Isaías, de Pablo, de Pedro, de Santiago y de Juan, para recordarnos que Dios nos llama a todos a vivir nuestra vocación cristiana de ser hijos, hermanos e instrumentos de paz, de justicia y de amor en el mundo.

Con profundo recogimiento y alegría celebremos esta Santa Misa, suplicándole al Espíritu del Señor que nos conceda la gracia de responderle como el profeta Isaías: «Aquí estoy, Señor, envíame».

ORACION UNIVERSAL 

A cada petición diremos: ¡Aquí estoy, Señor, envíame! 

1. Por la Santa Iglesia de Dios: para que se deje llevar por la mano y la voz de Jesús. OREMOS

2. Por los que gobiernan las naciones: para que procuren la justicia y el bienestar de sus pueblos. OREMOS

3. Por los llamados al santo Sacerdocio: para que vivan su vocación con fidelidad. OREMOS

4. Por los llamados al santo Matrimonio: para que sepan que su vida está al servicio de Dios. OREMOS

5. Por los llamados a la Vida Consagrada: para que sean, en nuestro mundo, el recordatorio de que nuestra verdadera patria está en los cielos. OREMOS

6. Por los jóvenes: para que sepan responder con generosidad al Señor que los llama. OREMOS

7Por todos nosotros: para que vivamos con alegría la vocación a la que hemos sido llamados. OREMOS

Versión imprimible

MONICION DE ENTRADA

Celebramos el segundo domingo de Adviento: un paso más hacia la Navidad.

Y muy oportunamente -en la Liturgia de hoy- las voces enérgicas del profeta Baruc y de Juan el Bautista nos llaman a la acción: a preparar el camino para el Señor que viene a salvarnos.

Quitar los obstáculos que nos separan unos de otros.

Abrir caminos nuevos de generosidad.

Cambiar nuestras actitudes personales y sociales egoístas.

Construir puentes de comunión y de diálogo.

Para que este año

                     todo el mundo

                              pueda experimentar

                                       la alegría de la Navidad.

ORACION UNIVERSAL

A cada petición diremos: ¡Ven, Señor Jesús!

1. Por la Santa Iglesia de Dios: para que, llena del Espíritu Santo, proclame a todos los hombres la salvación que Cristo viene a traernos. OREMOS

2. Por la paz y la reconciliación en nuestra Patria: para que seamos agentes de diálogo, de comprensión, de justicia y de perdón. OREMOS

3. Por los que viven en pobreza, soledad y abandono: para que nuestro amor a Cristo nos mueva a remediar estos males. OREMOS

4. Por los que nada esperan y por los que sólo tienen afanes materiales: para que encuentren luz en su camino. OREMOS

5. Por nosotros y por nuestra Comunidad: para que durante este Adviento allanemos los caminos de la fraternidad con signos de solidaridad y justicia. OREMOS

Versión imprimible

MONICIÓN DE ENTRADA

Hoy -último domingo del año litúrgico- nuestros ojos se fijan en Jesucristo, Rey y Señor del Universo.

Rey de vida nueva que quiere reinar por el amor en el corazón de cada hombre, de cada familia y de toda la sociedad.

Que esta Celebración nos anime a ponerlo en el centro de todo lo que somos y vivimos.

Que sepamos buscar a este Rey único: Rey de paz y de gracia, de verdad y de vida, de justicia y de santidad.

Y que tengamos nostalgia para desear encontrarnos con Él.

De hablar con Él.

De servir con Él.

Y así, reinar con Él.

ORACIÓN UNIVERSAL

A cada petición diremos: ¡Venga a nosotros tu Reino, Señor!

1. Por la Iglesia Universal: para que proclame la realeza del Cristo en la tierra, haciéndose servidora de todos. OREMOS

2. Por nuestros sacerdotes: para que sigan los pasos de Aquél que no vino a ser servido sino a servir. OREMOS

3. Por los que tienen autoridad y poder: para que, a ejemplo de Cristo Rey, lo ejerzan como un servicio, defendiendo a los más pequeños y vulnerables de nuestra sociedad. OREMOS

4. Por los más necesitados y por los que sufren: para que encuentren en nosotros  una ayuda activa y solidaria. OREMOS.

5. Por los que no conocen el Evangelio del Reino: para que puedan descubrir el camino de vida que Jesús nos ofrece. OREMOS

6. Por los jóvenes: para que de entre ellos surjan líderes que la Iglesia y el mundo de hoy necesitan. OREMOS

7. Por nuestros difuntos: para el Señor les conceda la corona de la vida en el Reino Eterno. OREMOS

8. Por nuestra Comunidad parroquial: para que la caridad fraterna destruya los poderes del mal y Cristo sea Rey y Señor de nuestras vidas. OREMOS

Versión imprimible

MONICION DE ENTRADA

Una vez más nos encontramos en la Casa de Dios porque de manera misteriosa hemos sido encontrados y atraídos por el Amor que vence todos los obstáculos.

Es el Señor que nunca se cansa de buscarnos.

Es Él – quien anhela este Encuentro.

Es Él – quien viene a nosotros en su Cuerpo y en su Palabra.

Es Él – que quiere abrir nuestras mentes y corazones, para que comprendamos qué significa Su Amor.

Abrámonos a Él.

Pidámosle que Él mismo purifique todo aquello que en nosotros -en nuestra conciencia, en nuestra memoria, en nuestra historia y en nuestra vida- no está preparado para aceptar tanto Ofrecimiento.

Para que recibamos -en este Día del Señor- una revelación personal del Amor entrañable con el que Él nos ama a cada uno.

Y para que esta experiencia transforme toda nuestra vida.

ORACION UNIVERSAL

A cada petición diremos: ¡Manifiéstanos tu Amor, Señor!

1. Por la Santa Iglesia de Dios: para que durante el Año de la Fe, el Espíritu del Señor la purifique, la convierta a la potencia de Cristo y la transforme en Luz que alumbra las tinieblas del mundo. OREMOS

2. Por los gobernantes de las naciones: para que asistidos por la Sabiduría Divina promuevan leyes que procuren el bien común y el entendimiento fraternal entre los pueblos. OREMOS

3. Por los que se sienten solos, incomprendidos, tristes o amargados: para que pronto reciban la buena noticia del Amor inconmensurable con el que los ama su Padre celestial. OREMOS

4. Por los matrimonios cristianos y por todas las familias: para que se dejen inundar por el Amor de Cristo y sean hogares dichosos. OREMOS

5. Por los Ministros Extraordinarios de la Sagrada Eucaristía: para que –llenos de amor al Cuerpo de Cristo- lo reconozcan y lo sirvan con amor en el Cuerpo sufriente de los enfermos y sus familias. OREMOS

6. Por nuestros difuntos: para que gocen de la plenitud del Amor junto a Dios nuestro Padre. OREMOS

7. Por nosotros mismos y por nuestra Comunidad: para que la revelación del Amor de Dios nos ponga en camino de conversión y de servicio a los demás. OREMOS

Descargar una versión imprimible

MONICION DE ENTRADA

Celebramos hoy la Eucaristía en la Conmemoración de Todos los Fieles Difuntos.

Recordamos de un modo especial a todos aquellos hermanos y hermanas nuestros que nos han dejado.

Oramos por ellos, ofrecemos esta Misa por ellos, porque confiamos en el amor misericordioso de Dios y porque creemos que Jesús, muerto y resucitado, nos abre las puertas de la Vida-para-siempre.

Que esta Celebración nos ayude a reforzar nuestra fe y nos llene de consuelo y de esperanza.

ORACION UNIVERSAL

A cada petición diremos: Señor, ¡danos tu vida eterna!

1. Por los pastores de la Iglesia: para que lo que predican de palabra lo practiquen en las obras. OREMOS

2. Por quienes tienen la responsabilidad del gobierno de la Nación: para que promuevan la justicia y la paz. OREMOS

3. Por quienes sufren por la muerte de algún ser querido: para que la fe en la Resurrección de Cristo les ayude en estos momentos difíciles. OREMOS

4. Por quienes carecen de trabajo: para que Dios se muestre con ellos como un verdadero Padre. OREMOS

5. Por nuestros hermanos, parientes y amigos difuntos: para que Dios les conceda la felicidad en compañía de sus santos y elegidos. OREMOS

6. Por nosotros que aun permanecemos en este mundo: para que sepamos consolarnos mutuamente con palabras de fe y de esperanza. OREMOS

Descargar una versión imprimible

MONICION DE ENTRADA

Hoy contemplamos el Misterio de la Comunión de los Santos del cielo y de la tierra.

No estamos solos: estamos rodeados por una gran nube de testigos.

Con ellos formamos el Cuerpo de Cristo.

Con ellos somos hijos de Dios.

Con ellos hemos sido santificados por el Espíritu Santo.

¡Alégrese el cielo y exulte la tierra! El glorioso ejército de los santos intercede por nosotros ante el Señor. Nos acompaña en nuestro camino hacia el Reino. Y nos anima a mantener nuestra mirada fija en Jesús, nuestro Señor, que vendrá en la gloria en medio de sus santos.

ORACION DE LOS FIELES

A cada petición diremos: ¡Santifícanos en tu amor, Señor!

1. Por los sacerdotes de la Iglesia: para que sean iluminados con la luz de Cristo y crezcan en santidad. OREMOS

2. Por los que tienen el gobierno de las naciones: para que lo ejerzan con justicia y espíritu de servicio. OREMOS

3. Por las familias cristianas: para que sean espacios donde los grandes y los pequeños puedan descubrir su vocación a la santidad. OREMOS

4. Por cuantos son víctimas de la pobreza, la injusticia, la marginación social o la enfermedad: para que encuentren en nosotros la solidaridad y la aceptación que anhelan. OREMOS

5. Por nuestros difuntos: para el Señor les conceda la corona de la vida en el Reino Eterno. OREMOS

6. Por nosotros: para que un día nos reunamos con los santos en el cielo, contemplando el rostro de Cristo glorioso. OREMOS

Descargar una versión imprimible

MONICIÓN DE ENTRADA

Como cada Domingo nos reunimos alrededor del Altar:

los ciegos al Amor,

los agobiados por los problemas de cada día,

los buscadores de Dios

y los agradecidos con Él.

Estamos aquí porque nos urge hablar con el Señor.

A Él también le urge hablarnos.

Él ha salvado a su Pueblo.

Y quiere hacerlo también con nosotros.

Gritémosle nuestra vida al Hijo de David.

Presentémosle nuestra debilidad.

Y dejémonos sanar por Él.

Él es nuestra Salud.

Y nuestra Vida.

ORACIÓN UNIVERSAL

A cada petición diremos: ¡Señor, ten compasión de nosotros!

1. Por la Santa Iglesia de Dios: para que ilumine a los hombres de toda la tierra con la luz que resplandece en el rostro de Cristo. OREMOS

2. Por los pueblos que viven la ceguera de la guerra, del odio y del rencor: para que encuentren la paz y la alegría del perdón. OREMOS

3. Por quienes, como Bartimeo, caminan por la vida a oscuras, sin fe, sin luz ni esperanza: para hallen en Cristo al Salvador que anhelan sus corazones. OREMOS

4. Por las familias cristianas que viven en la oscuridad, alejadas de la fe y de la Iglesia: para que Cristo-Luz-del-Mundo las ilumine y transforme. OREMOS

5. Por los enfermos: para que sean sanados por la mano de Cristo el Hijo de David. OREMOS

6. Por los niños y los jóvenes: para que lleven una vida iluminada y se mantengan alejados de toda tiniebla. OREMOS

7. Por nuestros difuntos: para que alcancen la Luz Eterna. OREMOS.

8. Por todos nosotros: para que fieles al Bautismo que recibimos y curados de nuestras cegueras seamos misioneros de la gracia y de la paz que proceden de Dios. OREMOS