Archivos para Misa dominical

Versión imprimible

MONICIÓN DE ENTRADA

Nos reunimos en el Día del Señor para conocer la Verdad que nos hace libres y para alimentarnos del Pan que nos da Vida Eterna.

Hoy el Señor nos dirá qué es lo verdaderamente importante y en qué tenemos que ocuparnos.

Nos recordará también que Dios, nuestro Padre, siempre está atento a nuestras necesidades y jamás se olvida de nosotros.

Participemos en esta Santa Misa con un corazón agradecido y atento.

ORACIÓN UNIVERSAL

Siguiendo el ejemplo de Jesús, acudamos con confianza a Dios, nuestro Padre, presentándole nuestras oraciones y necesidades.

A cada petición diremos: ¡El Señor es nuestra roca y nuestro refugio!

1. Por nuestra Madre la Iglesia: para que por encima de todas sus inquietudes y preocupaciones busque el Reino de Dios y su Justicia. OREMOS

2. Por los países que viven hoy momentos de incertidumbre por su situación política: para que el Señor les conceda paz y concordia.  OREMOS

3. Por quienes se sienten agobiados y desanimados: para que en Jesús encuentren la fortaleza y en nosotros la ayuda fraterna. OREMOS

4. Por los que viven lejos de su hogar, por los que están de viaje y por los que se encuentran en peligro: para que Dios les envíe sus ángeles y los proteja de todo mal. OREMOS

5. Por quienes viven hoy el Retiro Nueva Vida: para que tengan una experiencia personal del amor firme e incondicional de Dios. OREMOS

6. Por nosotros aquí reunidos: para que el Señor perdone nuestras culpas, nos manifieste su luz y aumente en nosotros la confianza en la Providencia amorosa de Dios Padre. OREMOS

Señor, refugio y fortaleza nuestra, escucha las oraciones de tu Iglesia y concédenos con abundancia lo que te hemos pedido con fe. Por Jesucristo nuestro Señor.

 

Versión imprimible

MONICIÓN INICIAL

Comenzamos un nuevo año cristiano con el Adviento. Este tiempo cargado de esperanza que nos ofrece la Iglesia como preparación para celebrar con gozo el Nacimiento de nuestro Salvador.

Es un tiempo de alegría. Pero también tiempo propicio para cambiar de mentalidad. Vivir la conversión. Hacer gestos significativos de fraternidad. Y dar frutos de justicia.

Es lo que el Señor espera de nosotros.

Con el corazón abierto participemos en esta Celebración Santa y recibamos con gozo al Señor que viene a salvarnos.

ORACIÓN UNIVERSAL

A cada petición diremos: ¡Ven a visitar tu pueblo, Señor!

1. Por nuestra Madre la Iglesia: para que su preocupación por los más pobres y desfavorecidos la lleve a ser lámpara encendida que ilumina las esperanzas de los hombres. OREMOS

2. Por nuestra Patria: para que renazcan entre nosotros la esperanza, la prosperidad, la justicia y la paz. OREMOS

3. Por los hombres y mujeres que caminan por la vida sin meta ni objetivo: para que encuentren al Dios que nos mantiene despiertos y nos llama a la vida en plenitud. OREMOS

4. Por los que sufren a causa de la enfermedad, el desempleo o la pobreza: para que encuentren consuelo en el Señor y ayuda oportuna en nuestro amor concreto. OREMOS

5. Por aquellos que durante este año se alejaron de la Iglesia: para que en este Adviento vuelvan a Casa. OREMOS

6. Por los que en otros años celebraron el Adviento con nosotros y ya no están: para que Dios premie su fidelidad, perdone sus faltas y los reciba en la Asamblea de los Santos. OREMOS

7. Por nosotros y por nuestra Comunidad: para que en este Adviento vivamos despiertos en la fe, firmes en la oración y atentos a las necesidades de los demás. OREMOS

Versión imprimible

MONICIÓN INICIAL

En medio de nuestras preocupaciones, de nuestros temores, de los agobios y nervios de cada día, nos volvemos a reunir en torno al altar del Señor.

Necesitamos este espacio sagrado -que es la Eucaristía del Domingo- para guardar silencio en nosotros mismos, para escuchar la Palabra de Dios, para sentirnos partícipes de un mismo proyecto de Amor que nos renueva y sostiene, y nos impulsa a proseguir el camino de nuestra vida con fe y esperanza.

Participemos, pues, con gran devoción en esta Santa Misa y abrámonos a la gracia del Evangelio que es capaz de transformar nuestras vidas.

***

Este domingo -en nuestra Arquidiócesis- es también el día de la Colecta anual a favor de la Universidad Pontificia de México. Para nosotros una oportunidad más de ser generosos y compartidos. Y también de experimentar la generosidad de Dios -nuestro Padre providente- «que ama a quien da con alegría y nos regresa el ciento por uno».

ORACIÓN UNIVERSAL

A cada petición diremos: ¡Escúchanos, Padre!

1. Por los pastores de la Iglesia: para que defiendan la justicia y practiquen la misericordia. OREMOS

2. Por el progreso espiritual y material de todos los pueblos: para que a nadie le falte lo necesario para vivir dignamente. OREMOS

3. Por los que tienen más y pueden más: para que se acuerden de los pobres. OREMOS.   

4. Por los que viven bajo el peso de la penuria y la necesidad: para que Dios sea su riqueza y nosotros sus amigos. OREMOS.

5. Por los jóvenes, por los que viven desilusionados y por los que han abandonado la Iglesia y la fe: para que encuentren el camino de regreso a Casa. OREMOS

6. Por los estudiantes y los maestros de la Universidad Pontificia de México: para que con su labor contribuyan al bien de la Iglesia y de nuestro País. OREMOS

7. Por todos nosotros: para que la participación en la Eucaristía nos ayude a vivir con un corazón desprendido y sensible a las necesidades de los que nos rodean. OREMOS